Conducir con remolque todo lo que necesitas saber

Conducir con remolque: todo lo que necesitas saber

En la actualidad, la conducción con remolque se ha convertido en una necesidad para muchas personas, ya sea para transportar mercancías, trasladar cualquier otro vehículo, como bicicletas, motos o barcos, o llevar un espacio extra para las vacaciones. Lo primero que debemos conocer es la diferencia entre remolques de gran tonelaje, que irían acoplados a un camión rígido, y los semirremolques que van acoplados a una cabeza tractora. En ambos casos sería necesario el permiso C+E.

Cuando hablamos de remolques ligeros, nos referimos a un conjunto conformado por 2 vehículos. Normalmente, es un turismo que le acompaña un remolque ligero que oscilan entre los 3500 kg y 4250 kg de MMA (masa máxima autorizada). Para esta categoría necesitarás la autorización B96. Si el conjunto supera los 4250 kg, sin exceder los 7000 kg, se necesitará el permiso B+E. Con este tipo de conjuntos, los remolques más habituales son los tipos VAN con los que se transportan caballos, barcos o caravanas. 

A continuación te vamos a proporcionar una guía completa para que puedas conducir con remolque de manera segura y, sobre todo, legal.

Tipos de remolques

Remolque ligero

La masa máxima autorizada (MMA) es igual o inferior a 750 kg. Para su conducción no necesitas un carnet especial, tampoco seguro adicional y como matrícula usará la del propio vehículo que lo transporta.

Remolque no ligero o pesado

Es aquel en el que la masa máxima autorizada (MMA) supera los 750 kg. En este caso el conductor necesitará el permiso B+E, en el caso de que el conjunto supere los 4250 kg. También una matrícula independiente, además de la del vehículo tractor, y un seguro obligatorio que complemente el del coche.

¿Qué remolque puedo llevar con el carnet B?

No existen permisos de conducción específicos para los remolques. El carnet de conducir B es el más habitual y extendido entre los conductores. Este te permite llevar un remolque ligero, es decir, aquel que no excede los 750 kg, y cuyo peso en conjunto no supere los 3500 kg de MMA. 

En el caso de que necesites transportar un remolque con mayor MMA es necesario contar con el carnet de remolque o permiso B+E o B96. Se trata de un examen específico que consta de una serie de maniobras: marcha atrás en recta y curvas, estacionamiento seguro para la carga y descarga o enganche y desenganche del remolque.

Normas y consejos de circulación para la conducción con remolque

Además de tener en cuenta el tipo de permiso de conducir que necesitarás dependiendo del remolque, es necesario conocer algunas normas de circulación que se verán aplicadas en estos casos. También es importante conocer otras circunstancias especiales que varían, y debemos tener en cuenta, en el caso de utilizar un vehículo con remolque. Son las siguientes:

Velocidad máxima permitida

Esta dependerá de si hablamos de un remolque ligero o pesado:

  • Remolques ligeros: 90 km/h en autopistas y autovías; 80 Km/h en carreteras convencionales y 70 km/h en ciudades.
  • Remolques pesados (más de 750 kg): los límites de velocidad disminuyen en 10 km/h, en autopistas y autovías, así como en el resto de carreteras. En el núcleo urbano sería de 50 a 30 km/h.

Remolques que deben pasar la ITV

Son aquellos que superan los 750 kg, siendo considerados pesados. Los remolques ligeros no usan matrícula y solo se consideran un anexo al propio vehículo. Por lo tanto, no será necesaria la inspección técnica. Sí es obligatoria en los remolques más pesados, ya que se consideran vehículos independientes con su propia matrícula, seguro y permiso.

Luces y señalización

El remolque debe estar equipado con luces y señalización adecuada para indicar las intenciones al conducir. Asegúrate de que todas las luces funcionan de forma adecuada y que las señas de giro y frenado sean visibles.

Distancia de frenado

Es otro de los aspectos a tener en cuenta. Es importante aumentar la distancia con el coche que avanza delante, de esta forma se evitan colisiones en caso de un frenado de urgencia.

Cuidado con las curvas cerradas

El remolque describe una trayectoria diferente al automóvil, por lo que se aconseja, siempre que se pueda, abrir el giro.

Posicionamiento de la carga

Es fundamental para mantener el equilibrio del mismo. Se aconseja que el centro de gravedad quede justo delante de las ruedas del remolque y lo más bajo posible.

Ráfagas de viento lateral

Los golpes de viento son mucho más peligrosos con remolque sin él. Es necesario llevar mucha precaución al adelantar a un camión cuando se mueve viento por los laterales.

La marcha atrás funciona al revés

Es importante tener en cuenta que cuando llevamos un remolque acoplado al vehículo, la marcha atrás funciona al revés. Así que para evitar problemas, lo mejor es, antes de iniciar viaje, practicar en una zona sin peligro para evitar problemas posteriores.

Conducir un remolque resulta una experiencia muy útil, pero también desafiante. Conocedores de las dificultades con las que a menudo pueden enfrentarse los conductores de remolque, desde Autoescuelas Velasco te animamos a que te informes adecuadamente sobre las regulaciones legales y lleves a cabo prácticas de conducción segura. Con la preparación adecuada y la atención necesaria, podrás disfrutar de tus viajes con remolque de manera fiable y sin problemas.

Comparte este post

Call Now Button954 52 11 03